CASOS QUE LLEGAN A JUICIO

04.Feb.07 :: En la prensa

Diario Clarín, 19/01/2007



Casos que llegan a juicio
Un caso de gatillo fácil y otro de tortura llegaron a juicio y comenzarán en febrero. El primero es el de Rodrigo Corzo, un joven de 28 años asesinado el 28 de junio de 2003.

Hay un ex policía bonaerense imputado en la causa que se desempeñaba en el Comando de Patrullas de Hurlingham: el oficial subinspector Cristian Alfredo Solana, procesado por homicidio simple. La víctima iba en el auto de su padre hacía lo de su novia.

A Solana y al sargento Ariel Horacio Núñez (quien será testigo en el juicio) les resultó sospechoso y lo siguieron. Cuando cruzaron el puente Santa Rosa del Acceso Oeste, Solana disparó dos veces por la ventanilla.

Una de las balas atravesó el baúl y los dos asientos del auto y finalmente se incrustó en la columna vertebral de Rodrigo. El joven murió en el acto. Quisieron simular un enfrentamiento, “plantaron” un arma y consiguieron un testigo para que dijera que Rodrigo había disparado primero.

Pero luego se comprobó que todo era falso: los vidrios de las ventanillas estaban cerrados y empañados. Núñez dijo que al producirse los disparos él no estaba mirando, porque “como sufre de vértigo, al subir el puente de la autopista tomó coraje, cerró los ojos y aceleró”.

El otro caso es el de Diego Gallardo, de 20 años, muerto el 11 de enero de 2005. En este hecho los imputados son: el subcomisario Rubén Gómez, el oficial inspector Marcelo Fiordomo, el suboficial Julio Silva y oficial Julio Gnopko. Gómez, Fiordomo y Silva están detenidos.

Gnopko fue excarcelado. Todos ellos están imputados por homicidio calificado en concurso con vejaciones (los primeros) y falsedad ideológica de instrumento público (el último). Diego habría sido torturado en la comisaría 3ª de Avellaneda y murió luego de agonizar.

La autopsia describe al menos 57 lesiones en su cuerpo, producto de golpes hechos con objetos de superficie lisa de 4 centímetros: eso medían los bastones de madera de la policía.

Otros siete presos habrían sido apaleados en esa misma oportunidad.

barrapunto  Tuenti  twitter  facebook  Meneame  google